Noticias

10/05/2021

En el gimnasio, ¡evita cualquier riesgo de contagio!

Son numerosos los efectos beneficiosos que en nuestro organismo genera la práctica del ejercicio físico. El deporte, además de mejorar nuestro estado de salud físico y mental, también previene y ayuda en el  tratamiento de enfermedades cardiovasculares, diabetes, obesidad, o  cáncer, entre otras.

Después de un año de restricciones a la movilidad por la pandemia, y tras el regreso a la actividad física,  es importante mantener la alerta y actuar con total responsabilidad en los gimnasios para que tanto los  usuarios, trabajadores y empresarios de estas instalaciones, cumplan con todas las medidas de prevención contra la covid-19, se eviten los  contagios comunitarios y se recupere la actividad económica.

Con este objetivo, Unión de Mutuas, ha  elaborado unas fichas con consejos y pautas a tener en cuenta en el interior de los gimnasios en los que la ventilación, la mascarilla, la higiene, la distancia social, y el aforo reducido son claves para minimizar los riesgos.

“El deporte es clave para la salud. Por ello con estas fichas queremos ayudar a los gimnasios a incorporar las medidas adecuadas que protejan tanto a los trabajadores como a sus  clientes.  El  cumplimento de las mismas   además de fomentar y promover  actitudes y entornos saludables,  previene la exposición al virus,  minimiza riesgos, evita infecciones y contagios y ayuda a que dejemos atrás los hábitos  sedentarios y retomemos la práctica deportiva, tan necesaria y beneficiosa para  mantener un buen estado de salud física y psicológica”  ha señalado el Responsable de Prevención de Unión de Mutuas, Emilio Gómez.

Según Gómez, no podemos olvidar que la mayoría de los gimnasios se ubican en espacios interiores y que la principal forma en que se propaga el virus SARS CoV-2 es a través de gotitas respiratorias producidas al toser, estornudar o hablar.  Por ello, para evitar una potencial concentración vírica en el ambiente, es crucial “asegurar una buena ventilación asegurando el aporte de aire exterior, proporcionando aire limpio   y abriendo de forma regular las ventanas para sanear el aire que se respira”.

Asimismo, es fundamental mantener la distancia de seguridad de dos metros,  tanto si se es usuario,  compañero de trabajo, cliente o proveedor de servicios. Igualmente, y, de  obligado cumplimiento, hay que utilizar la  mascarilla en todo el establecimiento, zonas comunes, entradas y salidas y también durante los entrenamientos, ya que con el ejercicio la respiración se intensifica, con una mayor expulsión de aerosoles que en una respiración normal.  De igual manera, se aconseja, llevar botella de agua y toalla individuales y evitar el saludo con contacto físico.

Además del lavado de manos, también ha de ser continua la higiene, limpieza y desinfección de espacios, materiales y superficies, como barras, pesas, steps, bicicletas, elípticas, escaleras, mostradores, vestuarios, aseos y suelos de sala, entre otras.  Para la desinfección y limpieza es recomendable no utilizar trapos, sustituyéndolos por  papel y bayetas desechables, junto con los desinfectantes autorizados por el Ministerio de Sanidad.