Empresas · Asistencia sanitaria

Contingencia Común

Unión de Mutuas pone a disposición de las empresas mutualistas una Unidad Especializada para la gestión y control de los procesos de Incapacidad Temporal por contingencias comunes. La profesionalidad de la unidad, consecuencia de la coordinación y de la experiencia, permitirá que el seguimiento y control de los procesos tenga como resultado una optimización tanto de la duración como de la recuperación de los trabajadores afectados. Pretendemos pues, una mayor eficiencia para las partes.

A través de esta citada Unidad, estamos en disposición de efectuar un seguimiento integral de los procesos en base a los siguientes mecanismos de actuación:

  • Evaluación de los informes y diagnósticos de los Servicios Públicos de Salud.
  • Valoración de la actuación a llevar a cabo en base a ellos.
  • Reconocimientos clínicos con la periodicidad que la patología requiera.
  • Siempre bajo criterio médico y cuando el caso lo requiera, se eleva ante la inspección médica la correspondiente Propuesta de Alta.
  • Siempre que el proceso se considere definitivo e incapacitante, la Mutua puede proponer la valoración de inicio de expediente de incapacidad permanente, sin que se llegue a agotar el la duración máxima permitida de Incapacidad Temporal por Contingencias Comunes.
  • Unión de Mutuas ofrece, siempre aunando el criterio médico y siguiendo los acuerdos con los distintos Servicios Públicos de Salud, las pruebas diagnosticas complementarias (TAC, resonancia, radiografías, electromiografías,…) para reducir los tiempos de espera en Seguridad Social y agilizar de esta manera el proceso.
  • Para este tipo de actuaciones se requiere, entre otros requisitos, que el trabajador esté de baja, su consentimiento y la autorización del Servicio Público de Salud.
  • Unión de Mutuas también está facultada para intervenir asistencialmente en el proceso mediante cirugía, previo consentimiento del trabajador y autorización del Servicio Público de Salud, para ayudar a una más pronta recuperación del afectado.

Accidente de trabajo y enfermedad profesional

UNIÓN DE MUTUAS colabora con la Seguridad Social en la cobertura de contingencias de accidentes de trabajo y enfermedades profesionales, prestando la asistencia sanitaria desde el mismo momento en que se produce el accidente o la enfermedad profesional (asistencia médica, farmacéutica o quirúrgica, suministro de aparatos protésicos y ortopédicos, cirugía plástica y reparadora y vehículos para inválidos), así como las prestaciones recuperadoras y de rehabilitación pertinentes.

Qué es un accidente de trabajo

¿Qué es un accidente de trabajo?

Según la ley, se considera accidente de trabajo toda lesión corporal que el trabajador sufre con ocasión o por consecuencia del trabajo que ejecuta por cuenta ajena.

Tendrán la consideración de accidentes de trabajo:

Los que sufra el trabajador al ir o volver del trabajo.

Los que sufra con ocasión o como consecuencia del desempeño de cargos electivos de carácter sindical, así como los ocurridos al ir o al volver del lugar en que se ejerciten las funciones propias de dichos cargos.

Los ocurridos con ocasión o por consecuencia de las tareas que, aun siendo distintas a las de su categoría profesional, ejecute el trabajador en cumplimiento de las órdenes del empresario o espontáneamente en interés del buen funcionamiento de la empresa.

Los acaecidos en actos de salvamento y en otros de naturaleza análoga, cuando unos y otros tengan conexión con el trabajo.

Las enfermedades no incluidas en el cuadro de enfermedades profesionales que el trabajador contraiga con motivo de la realización de su trabajo, siempre que se pruebe que la enfermedad tuvo por causa exclusiva la ejecución del mismo.

Las enfermedades o defectos padecidos con anterioridad por el trabajador que se agraven como consecuencia de la lesión constitutiva de accidente.

Las consecuencias del accidente que resulten modificadas en su naturaleza, duración, gravedad o terminación, por enfermedades incurrentes que constituyan complicaciones derivadas del proceso patológico determinado por el accidente mismo o tengan su origen en afecciones adquiridas en el nuevo medio en que se haya situado el paciente para su curación.

Se presumirá, salvo prueba en contrario, que son constitutivas de accidente de trabajo, las lesiones que sufra el trabajador durante el tiempo y el lugar de trabajo (art. 115 LGSS).

¿Y en el caso de trabajadores autónomos?

En el caso del trabajador autónomo, es accidente de trabajo toda lesión corporal que sufra como consecuencia directa e inmediata del trabajo que realiza por su propia cuenta y que determina su inclusión en el campo de aplicación de dicho régimen, incluyendo los accidentes en desplazamientos en el ejercicio de su actividad (accidentes en misión) pero no los ocurridos al ir o volver del trabajo (accidentes in itínere). No incluye la presunción de laboralidad.

En el supuesto del trabajador autónomo económicamente dependiente, se incluyen los accidentes in itínere y la presunción de laboralidad.

Objetivo: curar bien, curar pronto

Los principios que guían nuestra actuación son curar bien, pronto y cerca. Para ello realizamos un esfuerzo constante con el objeto de ofrecer un servicio sanitario acorde con las demandas del empresario más exigente.

Una amplia red asistencial

Ante cualquier accidente de trabajo, el trabajador protegido puede acudir al centro de Unión de Mutuas más próximo al lugar donde se encuentre. Puede consultar nuestro centro más próximo llamando al número telefónico gratuito 900 100 692.

La Línea Asistencial 24h se encuentra operativa todos los días del año.

Si no ha acudido a un centro propio nuestro es muy importante, una vez ha ocurrido el accidente, que informe a Unión de Mutuas del centro donde se encuentra el trabajador (en caso de estar hospitalizado), con el objeto de efectuar una rápida comunicación con los facultativos que lo atienden y garantizar así un adecuado control de la asistencia que se presta.

Calidad asistencial

Cada vez con más frecuencia el empresario se pregunta cómo trabaja la empresa suministradora de servicios sanitarios, cómo controla sus prestaciones y cómo analiza sus resultados, puesto que está en juego la salud de sus empleados.

En UNIÓN DE MUTUAS utilizamos los protocolos sanitarios como herramienta para cuantificar nuestra prestación sanitaria. Estos protocolos nos permiten valorar nuestros resultados y saber si se cumple nuestro objetivo, que no es otro que la prestación de la asistencia sanitaria con la adecuada calidad. Además sirven para actuar de la misma forma, en procesos iguales, independientemente del facultativo que preste la asistencia sanitaria y del lugar donde se realice.

Algunos ejemplos de los protocolos con que abordamos las patologías más frecuentes son el protocolo de fracturas, llevado a cabo por miembros de la Fundación Müller España; el protocolo de lumbalgias, a través del sistema MedX, un sistema novedoso en nuestro país pero ampliamente utilizado en EE.UU. y Alemania, y el protocolo para grandes articulaciones como el hombro.

Atención personalizada

En UNIÓN DE MUTUAS concedemos especial importancia a las personas. Por eso creemos que una asistencia sanitaria de calidad debe prestarse en las instalaciones adecuadas, con los medios más avanzados y por los mejores profesionales, para dar respuesta a cualquier problema que se derive de un accidente laboral o de una enfermedad profesional. Uno de nuestros principales compromisos es la atención personalizada, adaptada a cada caso y a cada trabajador.

Asistencia en el extranjero

Esta información también se puede solicitar a la Tesorería General de la Seguridad Social (vía telefónica o a través de su página web), o consultando con nuestro Servicio de Asistencia en el Extranjero +34 964 238 111.

Enlace a la web de la Seguridad Social

Enlace a la web de la Seguridad Social – Información internacional

Qué trámites hay que realizar antes de realizar un viaje laboral al extranjero

Para todos los destinos: tendrá que dirigirse a la Tesorería General y entregar el modelo de solicitud TA.300.

Modelo de solicitud TA.300

Este modelo se cumplimentará cuando un empresario envíe a alguno de sus trabajadores a realizar la actividad temporalmente en otro país y pueda ser de aplicación la legislación española de Seguridad Social, e igualmente el trabajador por cuenta propia que se traslade temporalmente a realizar su actividad a otro país y pueda seguir manteniendo su alta en el Régimen Especial de los Trabajadores por Cuenta Propia. También se cumplimentará en el supuesto de realizar la actividad por cuenta ajena o propia simultánea o alternativamente en varios países de la Unión Europea, Espacio Económico Europeo y Suiza.

Recomendamos para planificar el desplazamiento, tengan en cuenta los datos de contacto de las Oficinas de enlace de trabajadores desplazados en los diferentes países.

Enlace a Oficinas de enlace de trabajadores desplazado

1. Trámites adicionales para desplazamientos a la UE, EEE y Suiza

Unión Europea (UE): Alemania, Austria, Bélgica, Bulgaria, República Checa, Chipre, Croacia, Dinamarca, Eslovaquia, Eslovenia, España, Estonia, Finlandia, Francia, Grecia, Hungría, Irlanda, Italia, Letonia, Lituania, Luxemburgo, Malta, Países Bajos, Polonia, Portugal, Reino Unido, Rumanía y Suecia.

Espacio Económico Europeo (EEE): Islandia, Liechtenstein y Noruega.

Suiza (solo para trabajadores con nacionalidad de la CEE).

La Dirección Provincial o Administración correspondiente expedirá el formulario A.1 o E.101, según el Reglamento CE a aplicar, en el que se certifica que el trabajador continúa sometido a la legislación española de Seguridad Social durante su desplazamiento a un país miembro de la Unión Europea o del Espacio Económico Europeo o a Suiza y en consecuencia está exento de cotizar a la Seguridad Social del país respectivo. También deberá solicitar la emisión del formulario E106/S1 que cubre la asistencia sanitaria de los trabajadores y de los familiares que les acompañan.

Además de este formulario el trabajador deberá disponer de la tarjeta sanitaria europea (TSE) en vigor, para sus viajes a otros países donde no estén destacados por motivos de trabajo. Se deberá gestionar a través del Instituto Nacional de la Seguridad Social, por teléfono (900 166 565) o telemáticamente.

Solicitud Tarjeta Sanitaria Europea (TSE)

*En el caso de trabajadores que se desplacen a ejercer la actividad a Francia cuando sea aplicable el artículo 17 del Reglamento 1408/1971 o el artículo 16 del Reglamento 883/2004 se debe adjuntar debidamente cumplimentado el cuestionario.

Cuestionario

2. Trámites adicionales para desplazamientos a países con convenio bilateral

Países no comunitarios con convenio bilateral (con o sin inclusión de asistencia sanitaria): Andorra, Argentina, Australia, Brasil, Canadá (excepto Quebec), Chile, Colombia, Corea, República Dominicana, Ecuador, Estados Unidos, Filipinas, Japón, Marruecos, México, Paraguay, Perú, Rusia, Túnez, Ucrania, Uruguay y Venezuela.

Además de presentar el modelo de solicitud TA.300, se debe rellenar el formulario correspondiente, según el país de traslado, cumplimentando tres ejemplares (para los desplazamientos iniciales) o cuatro ejemplares (para las prórrogas).

Formularios a países con convenio bilateral

3. Trámites adicionales para desplazamientos a países del Convenio Multilateral Iberoamericano de Seguridad Social

Además de presentar el modelo de solicitud TA.300, y aunque no están aprobados definitivamente los formularios para la aplicación de este convenio multilateral por parte de la Secretaría General de la Organización Iberoamericana de la Seguridad Social, como se tiene constancia de su utilización por parte de los otros países, se utilizarán también en España los siguientes formularios.

Formularios a países del Convenio Multilateral Iberoamericano de Seguridad Social

4. Trámites adicionales para otros destinos

Formularios de trabajadores desplazados:

A embajadas y consulados de países sin convenio bilateral

–  A Turquía

–  A las islas de Man o de Jersey (Reino Unido)

A Suiza (para nacionales de terceros países -no de la Unión Europea-)

Qué hacer en caso de accidente laboral en el extranjeros

Asistencia sanitaria

1. Países miembros de la UE, el EEE, Suiza o con convenio bilateral de asistencia sanitaria (Andorra, Brasil, Chile, Ecuador, Marruecos, Perú y Túnez).

Todo trabajador que sufra un accidente de trabajo en dichos países y precise de asistencia sanitaria de urgencia debe:

− Acudir a centros sanitarios públicos.

− Presentar la Tarjeta Sanitaria Europea (TSE).

− Presentar DNI, pasaporte o documento acreditativo.

Cuando el trabajador cumple estos requisitos, no debe abonar la asistencia recibida ya que la factura que se genere se canalizara a través de los organismos que proceda, como por ejemplo el INSS en España.

Si el trabajador que acude a centro público pero no presenta la tarjeta sanitaria, el trabajador o la empresa deberá abonar la factura sin perjuicio de su posterior reembolso por Unión de Mutuas.

Si el trabajador acude a un centro privado (presenté o no la tarjeta sanitaria), el pago por la asistencia recibida le corresponderá al trabajador o la empresa, y no se podrá proceder a su reembolso excepto en los casos de urgencia vital.

2. Países con convenio bilateral sin inclusión de la asistencia sanitaria (Argentina, Australia, Canadá, Colombia, EEUU, Filipinas, Japón, Marruecos, (excepto trabajadores de dicha nacionalidad) México, Paraguay, Perú, República Dominicana, Rusia, Túnez (excepto trabajadores de nacionalidad tunecina); Turquía; Ucrania, Uruguay y Venezuela).

El trabajador que sufra un accidente de trabajo en dichos países y precise de asistencia sanitaria de urgencia debe:

− Acudir a centros sanitarios públicos.

− Presentar DNI, pasaporte o documento acreditativo.

− Abonar el importe de la asistencia sanitaria recibida.

Posteriormente, podrá solicitar tras aportar la documentación acreditativa de la asistencia médica y del pago, el reembolso a Unión de Mutuas.

Los consulados de algunos países de este grupo pueden exigir, para la expedición del correspondiente visado, la presentación de una póliza de cobertura desalud (a contratar por parte de la empresa o del trabajador con cualquier compañía de seguros). Si tiene cualquier duda al respecto de los pasos a seguir contacta con Unión de Mutuas o a través de la Línea Asistencial 24 h: 900 100 692.

Repatriación sanitaria

Solo se procederá a la repatriación sanitaria en los casos en que el servicio médico de Unión de Mutuas así lo considere. Unión de Mutuas sólo asumirá el coste de los gastos de la misma cuando ésta forme parte del proceso asistencial.

Tanto el medio de transporte en virtud del cual se ha de realizar la repatriación sanitaria como el momento en que el traslado se puede efectuar, será siempre decidido por el personal médico de la Mutua.

En caso de que el trabajador pueda recibir el tratamiento inicial o completo en el extranjero y no haya motivo médico que recomiende el regreso del paciente (aunque el trabajador esté de baja médica y quiera volver a su domicilio mientras dure el proceso de curación), la Mutua no podrá asumir legalmente los gastos derivados del traslado o repatriación. Éstos deben correr a cargo de la empresa.

Si tiene cualquier duda al respecto de los pasos a seguir contacta con Unión de Mutuas o a través de la Línea Asistencial 24 h: 900 100 692.

Protocolo de actuación en caso de accidente en el extranjero